Tipos de panza y cómo eliminarlas

peso
peso

La mayoría podemos estar de acuerdo que no todas las pancitas son iguales, por lo que para reducirla se necesitan ejercicios distintos. Así que si quieres lucir un vientre plano te aconsejamos identificar tu pancita para que la comiences a trabajar.

Ver más: Dieta de proteína, ¿vale la pena?

1.- Pancita de embarazada. Comunes la tienen mujeres que acaban de dar a luz, aunque se necesita unas 6 semanas para recuperar el tamaño normal.

¿Cómo reducirla?
Para este tipo de dieta necesitarás consumir alimentos ricos en ácidos grasos como semillas de chía, aguacate, nueces, aceitunas y pescados con alto contenido de omega 3.
Realiza ejercicios pélvicos para tonificar tu abdomen, aprieta y suelta los músculos 15 a 20 veces, por 5 sesiones al día.

2.- Pancita con llantitas. Es común es personas que no realizan mucha actividad física y se la pasan sentado la mayor parte del día y consumen altas cantidades de alimentos azucarados y muchas calorías. Lo normal es que se comience acumular grasa en las piernas o caderas.

¿Cómo reducirla?
Lo primero que debemos hacer es comenzar a tener una dieta balanceada y sana. Para eso deberás consumir verduras, frutas, cereales integrales, frutos secos, pescado y bebidas naturales. Decirle adiós a los alimentos refinados y azucarados.

Para complementar tu alimentación deberás hacer regularmente ejercicios. Una buena sesión de cardio con sentadillas, zancadas y abdominales serían lo ideal.

3.- Pancita hinchada. Esta pancita se encuentra plana al iniciar la mañana, pero con el paso de las horas se van hinchando por gases o indigestión. Debes averiguar si eres intolerante a algún alimento específico, de ser así elimínalo completamente de tu dieta.

¿Cómo reducirla?
Toma más agua y consume alimentos ricos en fibra, debido a que favorecerán digestión y ayudas a mejorar el tránsito intestinal eliminando todas las toxinas de tu organismo.La hinchazón puede ser por un desequilibrio en la flora intestinal, para esto ayudará a consumir alimentos ricos en probióticos.

4.-Pancita por estrés. Algunas personas con síndrome del colon irritable, perfeccionistas o adictas al trabajo tienen este tipo de pancita.

¿Cómo reducirla?
Lo primero que debes hacer es mejorar tus hábitos de sueño, evitando caer en el insomnio. Las personas que duermen por más tiempo producen leptina, hormona que ayuda a la regulación del apetito y el metabolismo.
Relájate. Haz actividades que te generen placer o paz interior. Toma largos baños. Realiza ejercicios regularmente, no te excedas con el cardio. Practica yoga, caminatas y levanta pequeñas pesas. Consume alimentos ricos en magnesio, como vegetales verdes, nueces y semillas.

 

 

Foto: Archivo Eme de Mujer

Más de Silvia Sánchez

Beneficios de dormir en pareja

Que mejor que compartir la cama con un ser amado
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *